Inicio » Agricultura » FAO propone desarrollar sector rural para luchar contra el hambre y la pobreza mundial

FAO propone desarrollar sector rural para luchar contra el hambre y la pobreza mundial

La FAO lamentó recientemente un brusco aumento del hambre en el mundo, con 815 millones de personas afectadas en 2016, después de unos diez años de mejoría casi constante.

ROMA, Italia. 10 oct. (AFP) — La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) subrayó este lunes la importancia del desarrollo del sector rural en el mundo para alcanzar el objetivo fijado por la comunidad internacional de eliminar el hambre y la pobreza para 2030. “Dado que la mayoría de las personas pobres y que pasan hambre vive en estas zonas (rurales), lograr la Agenda 2030 para el desarrollo dependerá de aprovechar este potencial que habitualmente se desdeña”, estima la FAO en un informe publicado este lunes.

La FAO lamentó recientemente un brusco aumento del hambre en el mundo, con 815 millones de personas afectadas en 2016, después de unos diez años de mejoría casi constante. “No hay señal de alarma más clara”, señala la FAO, precisando que los países afectados “están principalmente en África subsahariana y en Asia del sudeste”. “Se debe lanzar desde ahora una acción concertada” para eliminar el hambre y la pobreza en 2030, añade la agencia.

La FAO presenta varias líneas de acción, en particular el desarrollo de la agroindustria (almacenamiento, transformación y comercio al por mayor de productos agrícolas) y el desarrollo de las infraestructuras necesarias para unir las zonas rurales a los mercados urbanos. “Las redes territoriales de las pequeñas ciudades y pueblos son puntos de referencia importantes para la población rural, ya que es donde compran semillas, sus hijos van a la escuela y acceden a atención médica y otros servicios”, afirma la FAO.

El informe subraya que “los centros urbanos de menor tamaño representan un mercado de alimentos muy desatendido”, por lo que se debe “incluir no sólo a las megaciudades en las economías rurales–urbanas bien conectadas, sino también a zonas urbanas más pequeñas y dispersas”. La demanda de alimentos en el sector urbano será además uno de los principales motores del crecimiento de las zonas rurales, añade, aunque no haya automatismos para los pequeños productores.

“La demanda urbana, sea cual fuere su volumen, no puede mejorar sola las condiciones de producción y de mercado para los pequeños agricultores. Las políticas y las inversiones públicas de apoyo son uno de los elementos en los que se basa toda transformación rural inclusiva”, asegura la FAO. La fuerte demanda de alimentos consecuencia del crecimiento demográfico, la urbanización y el alza de ingresos se enfrentan al cambio climático y las limitaciones de los recursos naturales. “Producir más con menos, preservando y mejorando los medios de existencia de los agricultores es un desafío mundial”, concluye la FAO.

10 de octubre, 2017

Tags relacionados:

COMENTARIOS
Nombre :
E-mail :
Comentario:
 
    
 
Sé el primero en comentar en esta sección.
Agricultura
El Tiempo en Lima